BLOG

30 enero 2019

El Skin Care comienza desde tu alimentación

Para tener una piel joven y sana es necesario integrar ciertos alimentos a tu dieta diaria, sus nutrientes protegen tu piel desde adentro.

Todos conocemos los cientos de beneficios que brindan las cremas cosméticas, desde siempre nos han dicho que para tener una piel hermosa es necesario seguir una rigurosa rutina de “mantenimiento”, tomar litros y litros de agua, protegernos del sol y dormir 8 horas diarias. La realidad es que todos estos pasos son básicos para tener una piel de ensueño pero, también debemos de tomar en cuenta un aspecto que debido al ajetreo del día al día descuidamos de vez en cuando: nuestra alimentación.

Está comprobado que el cuidado de la piel comienza desde el interior y es muy importante incluir alimentos ricos en vitaminas dentro de nuestro menú semanal para lograr una dieta balanceada y los cambios sean realmente visibles.

A continuación te dejamos una lista con los alimentos que te ayudarán a tener la piel que siempre has deseado:

Cítricos

Conocidos por sus altos niveles de vitamina C, se consideran un alimento antioxidante, ayudan a la formación de colágeno, una proteína necesaria para que la piel conserve su elasticidad. Es muy importante conservar estos alimentos en lugares frescos y no pelarlos hasta que se vayan a consumir, esto evitará que pierdan sus nutrientes; en el caso de las verduras se recomienda comerlas crudas o cocidas al vapor.

Algunos cítricos son:

Limón, naranja, mandarina, lima, pimientos, col, kiwis.

Frutos rojos

Los frutos rojos son ricos en vitamina C y flavonoides, esto les otorga propiedades antioxidantes que evitan el envejecimiento prematuro. Para que conserven sus propiedades se recomienda protegerlos de las fuentes de luz y calor, lavarlos en agua fría y cortarlos justo antes de ser ingeridos.

Algunos frutos rojos son:

Fresas, frambuesas, moras y arándanos.

Oliva y verduras de hoja verde

La vitamina E predomina en estos alimentos, protegen las células frente al estrés oxidativo. Te recomendamos cocinar las verduras con poca agua y el menor tiempo posible.

Algunos alimentos verdes son:

Acelgas, espinacas, lechuga y aceite de oliva.

Frutos Secos

Contienen vitamina E, reducen la oxidación celular. Las nueces, son ricas en cobre y actúan como anti-inflamatorio.  Se recomienda comerlos como “botana” para recuperar fuerzas, los puedes incluir en tus platillos, licuados y ensaladas.

Algunos frutos secos son:

Nueces, pistaches, almendras y avellanas.

Carne roja y huevos

Te aportan proteínas, vitamina B6 y selenio. Evitan que tu piel envejezca prematuramente y previene manchas o falta de elasticidad. Te recomendamos comer las carnes asadas o a la plancha para que conserven sus nutrientes y el sabor quede intacto.

Sabemos que puede ser difícil incluir todos los alimentos de la lista en nuestra alimentación diaria, pero te sugerimos ir poco a poco integrando elementos nuevos y dejar volar nuestra imaginación para preparar platillos deliciosos y muy saludables.

¡Recuerda que el cuidado de tu piel comienza desde el interior!

webmaster-goc

Escribe un comentario